• miércoles 1 de febrero del 2023

Afectados por el volcán de La Palma manifiestan su "decepción" y también "indignación" por el informe del Defensor del Pueblo

img

SANTA CRUZ DE TENERIFE, diez Dic.

La Plataforma de Afectados por la Erupción del Volcán en Cumbre Vieja 2021 expresó su "decepción" y también "indignación" por la manera en que el Defensor del Pueblo, Ángel Gabilondo, ha gestionado y "dado carpetazo" a la investigación sobre la administración de la urgencia volcánica de La Palma, al finalizar que las Administraciones públicas dieron una contestación "correcta" y en "tiempo razonables" a los una cantidad enorme de dañados por esta catástrofe.

Este colectivo, que representa a cientos y cientos de familias perjudicadas, mantiene que las conclusiones de Gabilondo, las que conocieron por la prensa antes de poder leer la notificación oficial, "distorsionan la verdad" de la administración pública de este desastre natural y "dan oxígeno a la versión edulcorada que desde un inicio desean crear las Administraciones públicas, en vez de fiscalizar una administración que tiene muchas sombras".

Para la Plataforma, "el Defensor del Pueblo obvia graves errores como la explosión del volcán sin antes haber evacuado de manera precautoria a la población, más allá de los evidentísimos indicadores geológicos de la inminencia de la erupción; pasa por prominente la gran tardanza en la distribución de contenedores o casetas prefabricadas como casas temporales; escoge ignorar la carencia de información de los damnificados a lo largo de y tras la erupción sobre la situación y el futuro de sus parcelas; nada afirma de la ejecución de muy caras infraestructuras por vía de urgencia sin la bastante justificación; y da por buenas las cantidades de tramitación de expedientes sin investigar el porcentaje de resueltos hoy en día".

Según la Plataforma, Gabilondo "disminuye a puras sugerencias lo que exactamente debió haber señalado como graves deficiencias importantes en la administración política de la urgencia", como es el retardo en la distribución de ayudas a quienes perdieron su única vivienda y sus bartulos; la carencia de ideas para reformar ciertas leyes para amoldarlas a catástrofes tan destructoras como esta (y dejar que los damnificados logren rehacer sus vidas con ayudas suficientes) y la demora de una exclusiva planificación del territorio cubierto de lava, la que, para este colectivo, se hizo sin buscar una extensa y verdaderamente informada participación de los damnificados, que áun el día de hoy ignoran de qué manera afectará a sus características bajo la lava la ordenación territorial que el Gobierno canario prepara.

Dicho esto, la Plataforma mantiene que Gabilondo "no hizo una investigación sin dependencia de lo ocurrido ni ha guardado unas debidas maneras de imparcialidad", ya que "ahora en el primer mes del verano dejó que la presentación del informe requerido a las Administraciones públicas se transformara en un espectáculo en Madrid en la sede de su institución, con rueda de prensa incluida de los propios presidentes del Gobierno canario y del Cabildo y del ministro Bolaños".

"Desde el primer instante --apunta este colectivo ciudadano--, el Defensor del Pueblo hizo votaciones encomiando la coordinación y cooperación de las Administraciones públicas, en vez de abstenerse de llevar a cabo juicios de valor mientras que estudiaba todo este tema". En su visita a La Palma, en el mes de octubre, se reunió primero con las autoridades políticas y después con las asociaciones de damnificados, que le hicieron llegar distintos reportes con protestas y que más tarde han recogido cientos de firmas para hacérselas llegar sobre deficiencias en la administración de la urgencia, las que, como pudo comprobarse, "caen en saco roto".

La Plataforma acepta que en su visita a La Palma, dio un voto de seguridad al Defensor del Pueblo, ya que parecía empatizar con el padecimiento y las solicitudes de la población damnificada, pero "se ha con limite a copiar las macrocifras estadísticas que le dan las Administraciones públicas, por las que semeja haber quedado deslumbrado, y a publicar un balón de oxígeno a los mandatarios y, lo que es peor, a ayudar a que la opinión pública tenga la falsa impresión de la catástrofe se está superando y disculpe los evidentes fallos de administración dándolos por ineludibles".

Para la Plataforma, Gabilondo "semeja estar mucho más del lado de quienes dirigen las instituciones públicas que del pueblo perjudicado", una actitud que "lamentablemente se traduce en que el Defensor del Pueblo nos deja desprotegidos y abocados a la vía judicial para proteger nuestros derechos".

Más información

Afectados por el volcán de La Palma manifiestan su "decepción" y también "indignación" por el informe del Defensor del Pueblo